El día de Cande no pasó inadvertido….

El día de Cande no pasó inadvertido….

Ayer, al volver de uno de los recorridos que hacemos con las Manos que Ayudan, me agarro mucha tristeza.
Nos enteramos que al otro día era el cumpleaños 15 Cande, una nena que quedó huérfana y vive con la abuela y sus hermanos. Pensar que no iba a tener algo especial me encogió el pecho. Pero cualquier cosa que pensaba en hacer me parecía muy difícil, complicada o fuera de lugar.

Lo conté al grupo de Whatsapp de Manos lo que me pasaba.

Fue inmediata la reacción de Ani, Marce, Patri, Gabriel (que ni esta viniendo ni conocía a Cande), Pablo por medio de Moni porque no tiene Whatsapp y otros: ¡Hagamos algo!

Y uno propuso VAYAMOS MAÑANA de sorpresa. Uno trajo sandguchitos, otra torta, otra gaseosa y armamos una fiesta en un ratito. Como ya había de todo para comer yo me ocupe del regalo, le dije a mi hija Sol que es amiga de Cande y se prendió encantada.

Hoy a las 19 hs estábamos todo un grupo, lleno de sonrisas, regalos y torta con velitas, cantándole Feliz Cumpleaños.

Entramos, brindamos, comimos, nos reímos, abrió los regalos, Cande se emocionó, volvimos a cantar el feliz cumple, charlamos un rato y nos fuimos.

A veces escucho gente que dice que el proyecto de Las Manos que Ayudan no les cierra, los entiendo porque visto de desde afuera, llevar un plato de comida es muy poca cosa, no le da poder al otro. Pero visto desde adentro, cuando conectas, todo puede pasar, y sucede.

Manos no cambia el mundo, Manos cambia mi vida haciéndola algo mejor.

El día de Cande no pasó inadvertido, fue diferente para ella y para nosotros.

Jai Gurudev

 

Por

Juanjo Caeiro

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *